2 feb. 2013

LECCIÓN 33


Hay otra manera de ver el mundo.

1. Lo que se intenta con la idea de hoy es que reconozcas que puedes cambiar tu percepción del mundo tanto en su aspecto externo como en el interno. 
2 Deben dedicarse cinco minutos completos a la sesión de práctica de por la mañana, así como a la de por la noche. 
3 En estas sesiones debes repetir la idea tan a menudo como te resulte cómodo, aunque es esencial que las aplicaciones no sean apresuradas. 
4 Alterna tu examen entre tus percepciones externas e internas, de tal forma que el cambio de unas a otras no sea abrupto.

2. Mira simplemente de pasada al mundo que percibes como externo a ti. Luego cierra los ojos y examina tus pensamientos internos de la misma manera.  
2 Trata de ser igualmente desapegado con ambos, y de mantener ese desapego cuando repitas la idea en el transcurso del día.

3. Las sesiones de práctica más cortas se deben hacer tan frecuentemente como sea posible. 
2 La idea de hoy debe aplicarse también de inmediato, de surgir cualquier situación que te tiente a sentirte perturbado.
3 En estas aplicaciones, di:
4 Hay otra manera de ver esto.

4. Recuerda aplicar la idea de hoy en el momento en que notes cualquier molestia. 
2 Quizá sea necesario sentarte en silencio un minuto más o menos y repetir la idea para tus adentros varias veces. 
3 Cerrar los ojos probablemente te ayudará en este tipo de aplicación.


**************************

Es mi interpretación de lo que sucede lo que provoca mi estado anímico, y por tanto mi forma de ver el mundo.

La falta de AMOR que veo en los que me rodean es la carencia que hay en mi. La tristeza que veo a mi alrededor, es la tristeza que hay en mi. La ira que percibo en los demás, es la ira que hay en mi...

Este ejercicio me invita a ver "lo de fuera" de otra manera, para cambiar "lo de dentro". Reconozco que detrás de cada comportamiento de mis hermanos está el miedo, todos buscan lo mismo que yo; La Paz. Enterderlo de esta manera es liberarme de los juicios ante las situaciones y personas. Todos sufren al escuchar al ego. Todos quieren encontrar su lugar, todos quieren volver a Dios.

Al igual que yo, ellos no saben como. Y piensan, y piensan, y le dan vueltas una y otra vez a las mismas cosas, y niegan y niegan, sin saber cómo escapar, cómo corregir. Y vuelcan su miedo en forma de ira, de malhumor, de avaricia, de tristeza... Y yo lo percibo porque en mi está también ese miedo.

Pero la oscuridad no existe, es simplemente una falta de luz. Cuando la luz ilumina  una estancia vacía, la oscuridad desaparece, no se traslada a otro sitio. Llevar luz a mis hermanos es iluminar mi vida. Dar no es dejar de tener, esta es la creencia del ego, amar es amarme, entregarme es recibir.

Estar dispuesto a dar es reconocer que tienes.

Ver en lo que me rodea mi propio estado es otra forma de ver, una lección que aprender y no un castigo. Una ayuda amorosa para cambiar la percepción.

Todos estamos en esto para "evolucionar" hacia nuestro estado natural. Todos somos Uno en esta labor de encontrar la paz. Todos nos hemos perdido por el camino al sentirnos separados del resto... Todos sentimos miedo.

Pero el miedo no es real a menos que le otorgues realidad, negarlo es otra forma de otorgarle realidad, re-interpretarlo es disolverlo.

Este es al camino.


No hay comentarios :

Publicar un comentario